Está pasando el planeador
por tus volcanes de plata fundida,
arrojando corazones fugaces,
sin estela, sin mentira.

Sobrevuela sobre el cráter humeante,
ese desolado crater anhelado,
donde perdieron las alas los murciélagos,
donde se suicidan las polillas.

Beso las nubes que te cobijan,
lo más sutil mientras lo permitas;
danzo en piruetas para deslumbrarte;
en este abismo que en secreto arde.

Tú me abres paso a tu magma,
solo tú me haces sentir el vértigo en el borde;
la distancia jovial de mis alas,
la satisfacción del estremecer de tu bosque.

Pasa el planeador y me sometes;
en el sudor salino y de azufre,
enloquezco de a pocos en el intenso roce
del aeroplano en el vértice de tus montes.

Y no reparo en que morir erupciones,
no reparo en que fértil eclosiones,
solo danzo para ti, mi ninfa de colores,
danzo en el destino que escondes.

Pasa amándote el planeador,
regando tus incendios y al rededor.

Niorv Ogrin

Anuncios

Un comentario en “Planeador

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s