P2

Hablar de mí más que de ti a ciegas,
es como degustar una manzana
bajada de un perol que se pliega;
como olas dulces en la mañana,
o como estrellas a mediodía
pulsando en un charco de asfalto.
Ante tu idea que se undía,
prefiero estar callado en alto,
prefiero pasar la pena helada,
que retractarte todas las mentiras;
así dejarte por siempre cegada,
deseando tan solo lo que miras.
Tú no me conoces en realidad,
no me menciones con toda vanidad.

Niorv Ogrin

Anuncios

Abejas

Ojalá

Ojalá hubiera un solo instante,
en que mis labios o mis manos
no te alienten los actos que decoras
para sonreírte y vivirte.

Ojalá me tornara insípido habitante de tus sueños,
una sombra que no opina, ni se queja,
un dispensador de momentos precisos sin fracaso,
una chequera sin deuda, ni estrés alguno.

Ojalá fuera de temperatura exacta a una pared,
y permitirme colgar tus enojos recurrentes
los mismos que clavas con cada palabra insensible,
y yo amortiguando y esperando a que no me duelan.

Ojalá hubiera un solo instante
en que fuese la mitad de lo que esperas,
y no poner el palpitar al otro lado de la luna,
con el cordón umbilical atado a ninguna parte.

Ojalá no tuviese que suponer tanto,
ojalá fuese otro menos claro.

Niorv Ogrin

Grietas

Por ti me quiebro para cobijar

tus ansiedades y perturbaciones;

por ti abro mi pecho en espiral,

destilando alegría por montones.

Cómo Ser Un Iceberg

17/03/2019

La divinidad o la santidad no es para un grupo selecto de personas. Nadie está excluido de algo que ya por ende corre por las venas. Lo he dicho antes, lo han dicho antes y lo confirmo ahora. Somos brote de la esencia divina en el flujo interminable de la vida y lo que nos hace especiales es que podemos ser conscientes de lo que somos.

Es preciso aclarar que este itinerario, esta guía de Como Ser Un Iceberg tarde o temprano se vería altamente influenciada por la guía de un maestro, y debo admitir que es difícil poder llegar al todo si no se encamina en sus pasos. Sin embargo mi compromiso por aquellos que también están buscando paz en sus vidas y la verdadera razón del existir me lleva a callar cualquier indicio que llegase a poner etiqueta de algún culto de índole religiosa. Y es preciso sobre todo que esto no se está siendo escrito para que se forme una congregación o comunidad que lleve como ley estas palabras.

Las normas entre los humanos ya están escritas y no vale la pena mencionarlas, pues todos sabemos que hacer y que no. La ley universal sigue siendo la misma aún en la incomprensión con la que la identificamos. Pero debe ser claro que el cumplir las normas al pie de la letra no nos hace santos o el no cumplirlas nos hace pecadores, la verdadera etiqueta es “personas de costumbres” nada más. Si todos somos esencia divina por que decir que nacimos en pecado?

He mensionado que somos esencia divina y no precisamente es porque lo haya descubierto, esto ya ha sido mensionado años atrás, somos hijos predilectos en el todo, pero lo olvidamos y creemos que aquello que nos completa, que nos llena está afuera de nosotros, cuando la misma esencia del todo habita en nosotros, sólo debemos despertarla de nuevo. Y el SILENCIO es ejercicio esencial para descubrirlo.

P1

Quien podría pagar toda la cuenta,
sin pensar demasiado en las sobras?
Cuál reloj nos guarda y nos recuenta,
cómo titular con nombre las obras?
Si sólo silenciaras el corazón,
en un silbido como atardecer;
si en tu paladar quedase sazón
de las gotas de sal al anochecer;
seguro los pies dejarían huellas,
y no sólo manchas en la arena;
seguro brotarían más estrellas,
que sangre del suelo por la faena;
vivirías en libido recuerdo,
que huesped de un parpadeo cuerdo.

Niorv Ogrin

Piedras

Unas notas no interpretadas,
silenciadas por el susurro del viento,
pero iluminadas como oro en el rio
por el sol cuando cruza el firmamento.

Yo en la distancia que no se corta,
envuelto en piedras de caverna,
con la sensación de la aguja perdida,
la aguja que se escapa dentro de mis dedos.

un paso, dos pasos;
la mirada escondida entre las piedras,
vislumbro el destello en el precipicio,
brillan alimentando mi deseo.

Cuando se está al borde del abismo,
entre tejiendo con un solo hilo;
el demonio toca mi puerta,
el destino recae sobre mí.

Salta! Por lo que más anhelas…
Salta! Para recuperar la voz en las cuerdas;
morir en el impacto contra las piedras
o aprender a agitar las alas.

Salta porque el río se las lleva,
porque sólo así se despierta.

Niorv Ogrin

Pedal

Paso metálico,

paso en esperanza flotando,

resuena inmenso en las calles,

falto de grasa lleno de ilusiones.